16 ene. 2009

Y TU QUE MIERDA HAS HECHO POR MI PARA MERECER QUE TE TRAIGA ALGO???

(posteado en PUTA VIDA el 05/03/2008)

El título que le puse a este post es una pregunta que anda rondando por mi cabeza desde el domingo en la mañana cuando con un chuchaqui devastador luego de haber ingerido Norteño en cantidades exageradamente altas durante la madrugada previa cuando al atravezar la frontera norte y estar de vuelta en el país todos los ocupantes de esa "subliminal" unidad de transporte sacamos a flote el animal interior que tenemos y dimos rienda suelta a nuestros mas bajos instintos consumiendo licor de manera desmedida.

Bajo esas circunstancias agarré el teléfono y empecé a hacer algunas llamadas para reportar mi regreso a la Patria y de paso confirmar la presencia de algunas hembritas para el piscinazo bielable de este sábado 8 de marzo en la casa de mi tocayo. Algunas de las locas a las que llamé tenían conciencia de que me fui unos días fuera del país (no me fui de turismo ni de paseo, menos de trabajo así que no esperen crónica de los lindos lugares que conocí) y otras recien se enteraron mientras hablábamos. Lo que me embaló es que de todas las que llamé casi todas hicieron la siguiente pregunta:

¿y qué me trajiste?

La verdad es que puede sonar intrascendental y hasta vacía una interrogante como ésta y no debería hacer tanta alaraca por algo tan insignificante y hasta trivial, pero en medio del proceso de resurección y resaca que me cargaba lo único que atiné a pensar luego de tal pregunta es:

¿y tu que mierda has hecho por mí para merecer que te traiga algo?

Es que la plena me di cuenta que la mayoría de tipas que conozco (OJO NO TODAS, si hay unas dos que tres que valen la pena) son del tipo de mujer sangrona que lo único que espera de la vida es que les mantengan y les satisfagan todos los miserables caprichos y hasta las necesidades mas simples como una tarjeta para el celular. O sea son de esas vividoras que lo único que persiguen en la vida es conseguir un man lo suficientemente cojudo como para poder explotar a diestra y siniestra. Son de esas malditas ranfleras que cuando les sacas a alguna parte te piden hasta para los chicles y que obviamente cuando uno les aclaras que no eres banco ni junta de beneficencia y que seria bueno que de vez en cuando ellas pusieran aunque sea una botella de agua se emputan.

Por ejemplo la Nena (de la cual hice un post en el sensacional blog que tengo) es de las que sin serlo se cree la última coca cola del desierto y y vive convencida de que todos tienen que pagarle todo si quieren andar con ella, ni que fueras super modelo longa cojuda, encima de enana, con tetas y culo medianamente aceptables, es cachetona y vive enferma de las vias respiratorias todo el tiempo, todo un mujerón!!! juas!!!.

La "narizona sexy" en cambio a pretexto de que tiene guagua nunca tiene un mísero dolar ni para el pasaje, de que tiene su buen físico nadie lo discute y aunque si es relativamente agradable de cara, junto con las espinillas que se carga hay un ligero detalle que a veces puede espantarte feísimo y es por el que debe el sobrenombre referido. Es la típica que si no le sacas en carro te ve con mala cara o se te caga de la risa, puedes invitarle a la fiesta con mas glamour del mundo pero si no vas en tu propio auto y le pagas todos lo que se le antoje (incluido tarjetas de celular para llamar a los incautos que caen en sus redes) prefiere irse a cualquier cervecero de quinta con el longo mas abominable que puedan imaginar pero en carro.

La "hija del relojero" es una chola de esas típicas que siempre andan a la moda, enseñando descaradamente lo único bueno que DiositoSanchez les dió: el físico. Es de las típicas que conocen según dice todos los antros de moda de la capital, pero que a la hora de la hora la primera opción que proponen es alguna "Chop" por la Universidad Central. Según la man "jamás" ha estado en un motel, pero cuando la llevas a uno el encargado la saluda con mucha familiaridad y hasta te hace una rebaja de cliente frecuente. Eso si, aunque mas económico, de te toca gastarle hasta los 10 centavos del baño público porque ya no se aguantaba las ganas te toca, esta es de las que vive del aire y la poca plata que le logra bajar al taita en el taller de relojería se la gasta comprando ropa en el Ipiales.

Estos son solo unos ejemplos de tantos que podría citar, así entonces con todos esos antecedentes y conociendo que yo no ando con huevadas como chucha se les ocurre preguntarme "que me trajiste?", longas malparidas!!! encima que un tipo de mi categoría, estirpe y abolengo tiene a bien considerarles y no haberles borrado de la agenda telefónica y seguirles tomando en cuenta vienen a estar queriendo recibir favores... la gran puta mas favor del que les hago dirigiéndoles la palabra y parándoles bola no puede haber, ustedes deberían darme algo a mí tomando en cuenta que ya se acerca mi cumpleaños!!!


HE DICHO!!!

3 comentarios:

|_Bonny_| dijo...

Es bonito que el macho te pague... Pero exijirlo es un acto de valeverguismo.

Si no tengo plata, no salgo con nadie, y punto. O si tanto quieren salir les digo: No tengo plata, caminemos por el mall, conversemos y si nos alcanza compremos un par de cervezas por allí, tiremos veredas hasta que se haga tarde y nos regresamos a casa...

zaulo dijo...

vos lo as dicho, la hija del relojero!

zaulo dijo...

casi me olvido vales tu peso en verga