14 may. 2008

No podia ser otro sino EL CHATO!!!

Mientras escribía un bonito y eriquecedor post en la otra hueca que publico recordé un hecho que acaeció hace ya mas de diez años, cuando todavía era feliz e indocumentado, los CD's costaban un ojo de la cara y el PLACE era el lugar mas bonito para ir a farrear con locas aniñadas y salir a darse de puñetes en plena Gonzales Suarez rompiendo vidrios y cabezas cadena en mano... pero bueno esa es otra historia, vamos a los hechos:

Estabamos el Chato, el Hombre de las Cavernas y yo bajo esa plataforma donde están las banderas afuera del Coliseo Rumiñahui. Llovía. En el interior del coliseo había un concierto de algún soplavergas que no me acuerdo. La idea era ir a verles a unas longas y proceder al respectivo veredazo, la lluvia espantó a las presas que teníamos citadas y dadas las circunstancias tocó proceder a libar Norteño con Coca Cola en proporción de 3 a 1.

Me hallaba imposibilitado de beber, pues me estaba recuperando de una colitis espantosa y esa era mi primera salida a terreno luego del padecimiento estomacal de casi un mes, me deleité viendo el proceso de degeneración en que mis compinches de golferias y borracheras se sumergían luego de cada copa. Al final el concierto terminó, la gente salía y por suerte había escampado, en medio de su borrachera el Hombre de las Cavernas propone ir a comer a Las Chancrosas. Caminamos rumbo a ese tradicional expendio de comidas, no sin antes pasar por Centro Estetico SV (no pregunten por este lugar!!!).

Al salir a la Amazonas un travesti de como 1,80 mt. cruza junto a nosotros y nos ofrece sus servicios sexuales, luego de un contundente NO GRACIAS, continuamos la caminata hacia Las Chancrosas, en tanto el Chato hacia una parada estratégica junto a un poste para orinar. Seguimos adelante y al ver que el meón no se integraba volvimos la vista para encontrarnos con un espéctaculo de lo mas grotesco: El Chato con su 1,65 mt. se encontraba de la vida besando los senos mal formados (a base de sustancias u hormonas o que se yo) del travesti aquel cuyo aspecto delataba que estaba drogadazo. Al acercarme y de un jalón tratar de hacerle entrar en razón de la inmundicia que cometía sentí la mano del travesti en la bragueta de mi pantalón, me aparté mientras que el Chato procedia a tomarle por la espalda y acariciarle sin pudor el pecho descubierto, en tanto un nuevo travesti hacia su aparición con un semblante peor que el que estaba siendo manoseado por el Chato.

De pronto me vi en medio de dos travestis y un tipo completamente borracho que juraba por su madre estar con un par de mujerones que no se habían resistido a sus encantos de delincuente juvenil. En cuestión de escazos segundos al darme cuenta de lo crítico de mi situación traté de ubicar visualmente al Hombre de las Cavernas y al no verlo me llené de temor. En el preciso instante en que temía por mi integridad (pues esta clase de gente nunca está sola) aparece por detrás del poste donde el Chato instantes antes había orinado y con contundentes golpes estrelló un par de fundas de basura en la cabeza de cada uno de los travestis, salpicados por gotas de meados del Chato y con la basura esparcida en media calle a empujones nos deshicimos del par de travestis y a la fuerza le obligamos al Chato a salir corriendo.

Con una voz mas grave y varonil que la mía el travesti, aún con su remedo de senos al aire, nos seguía cuhillo en mano - hasta ahora me pregunto donde mierda lo tenía escondido - gritando: HIJOS DE PUTA LES VOY A MATAAAAAARRRRR!!!...

Luego de correr unos 10 minutos sin rumbo fijo y dando vueltas sin sentido en cada esquina aparecinos en los bajos de un edificio cerca de la 18 de septiembre con una botella de un brandy barato que le robamos a un borrachito que deambulaba por Santa Clara, caía una espesa neblina y entre risas y reclamos me olvidé de mi convalecencia y para bajar las tensiones del momento me apronté a pico un gran trago de ese licor de mala calidad recordando que no había tomado mi pastilla de las 10 de la noche y conpletamente cagado de hambre.

1 comentario:

mauflagrum dijo...

travestis violentos, robo de licor a vagabundos ebrios... eso es lo que da verdadero sentido a la vida jajajajaja